Hosting web para mi empresa de outsourcing

Un buen anfitrión digital

Un buen hosting web te ayuda a conectar con más clientes si ofreces servicios a otras compañías con comercio electrónico.

Un servicio que puede transformar tu negocio

Puede ser que ya cuentes con el servicio, pero no estás satisfecho con el servicio que se te ofrece actualmente, por lo que necesitas un servicio de alojamiento o hosting web que se adapte mejor a tus necesidades.

Probablemente también sepas que hay más servicios disponibles a los que puedes acudir para transformar tu negocio o tu sitio web y ganar más visitas que impulsen tus ingresos mensuales.

Muchas opciones de las cuales elegir

Como empresa de outsourcing sabrás que hay centenas de empresas que pueden estar buscando de tus servicios a niveles nacional e internacional. Hay decenas de compañías para elegir tu hosting web, muchas de las cuales ofrecen diferentes niveles de servicios y que se adaptan a tus necesidades.

Piensa muy bien sobre las opciones

Piensa: ¿será suficiente un hosting web compartido o uno privado es más adecuado? ¿Ya pensaste si lo que realmente necesitas es un hosting dedicado? ¿Deberías de acercarte a WordPress u otra compañía semejante? ¿Cuál es la diferencia entre todos los servicios que puedes encontrar en la red?

Analiza cómo se comparan los servicios compartidos en la nube, VPS, hosting dedicado y otros servicios, qué servicio puede funcionar mejor debido a tus necesidades y qué tipo de empresas se destacan entre las diversas categorías.

Los expertos pueden ser tus mejores amigos

Siempre elige a un proveedor que comprenda tus necesidades como propietario de un negocio de outsourcing y habla de esos requerimientos con varias compañías de servicios antes de tomar una decisión final. Escucha, analiza, compara y ve qué te conviene más.

Trabaja con empresas de confianza

Nunca tomes los servicios de aquellas empresas que no son equitativos con todos. Ninguna deberá de dar preferencia a algunos proveedores de contenido digital sobre otros, incluido el tuyo. Aunque se obtiene por lo que se paga, tampoco un proveedor debe ser abusivo y violar la neutralidad de la red.

Aunque en Estados Unidos la Comisión Federal de Comunicaciones derogó esta normativa a fines del año pasado, eso no es aplicable a ningún otro país en la región, por lo que debes tener cuidado de este tipo de engaños.

Evita caer en engaños

Nadie puede pedirte que desembolses más dinero para que los potenciales clientes puedan ver tu sitio de manera rápida, fácil y sin interrupciones. Recuerda que esto podría afectar seriamente tu capacidad de hacer negocios en línea o de llegar como empresa de outsourcing a otras firmas de mayor tamaño para cerrar acuerdos comerciales.

Te damos a conocer este tema para que puedas elegir siempre el mejor servicio de hosting web en tu localidad y que nadie te imponga algún tipo de limitación en tu sitio o trate de cobrarte tarifas inasequibles para llegar a un público más amplio.

Saber el tipo de hosting web adecuado para tu empresa

Habrás escuchado que existen diferencias clave entre los tipos de alojamiento que puede ofrecerte un proveedor, por lo que es importante comprender cuáles son tus objetivos a corto y mediano plazo para tu sitio en internet y qué servicios manejarás, dependiendo de tus necesidades actuales.

La idea es que, así como vaya creciendo tu negocio, lo vaya haciendo el alojamiento web y por ahí siempre debes pensar en la flexibilidad de los servicios a contratar.

La opción de alojamiento web menos costosa es el compartido

Como su nombre lo dice: compartes un servidor proporcionado por la empresa de hosting con otras empresas. Esta puede ser una buena opción si no esperas tener mucho tráfico de clientes en tu página de internet.

La cantidad de espacio en disco y ancho de banda que obtienes con un servicio compartido puede ser limitado y se te puede pedir dinero extra si superas la cantidad que has adquirido en el paquete contratado.

Este tipo de nube puede ser un límite para un sitio de comercio electrónico en apogeo, pero si lo que buscas es sólo tener presencia en línea es una buena oportunidad para comenzar a trabajar.

Alojamiento o hosting web dedicado

A diferencia del alojamiento compartido, cuando uno adquiere un paquete de alojamiento dedicado está comprando un servidor único para la organización, el cual no se comparte con nadie. Este es el ideal para aquellas empresas con un sitio web con mucho tráfico diario o aquellos que lo esperan tener en un corto plazo. Podemos decirte que la desventaja de este tipo de ofertas es que tiende a ser más caro.

Una tercera opción

Algunas empresas inclusive tienen una opción híbrida llamada VPS o Virtual Private Server, que imita a un servidor dedicado dentro de un entorno de alojamiento compartido.

Dentro de los beneficios está que resulta significativamente más económico que el hosting dedicado y te proporciona ancho de banda y espacio en disco similares.

Uno final es el alojamiento en la nube, que podríamos decirte que es básicamente lo mismo que un VPS. De hecho, algunos proveedores lo venden por igual.

La mejor ventaja de VPS

Te permite tiempos de actividad considerablemente mejores para un sitio de comercio electrónico, con el beneficio adicional de una ciber-seguridad más sólida contra los ataques DDoS u otros ataques informáticos, muy comunes hoy en día.