Certificado SSL gratis para mi web

La seguridad es primero

¿Sabías que es posible conseguir un certificado SSL gratis para mi web? Conoce sus características y decide si es la mejor opción para tu negocio.

El navegar de manera segura en Internet a veces es algo en lo que no nos detenemos a pensar ya que lo consideramos una cualidad obvia: ¿por qué habría de preocuparme por visitar mis sitios favoritos? ¿Realmente hay algún problema? Aunque tal vez no nos guste, la respuesta siempre será sí.

Cada día surgen distintas amenazas para los usuarios y también para todos aquellos que contamos con un sitio web propio, ya que esto prende un foco importante a considerar para otorgarles una navegación segura. Obtener un certificado SSL para mi página web es un buen primer paso para dar mayor confianza a tus visitantes.

Cómo funciona un certificado SSL para mi página web

Normalmente cuando tus usuarios navegan a través de tu sitio, su computadora comienza a comunicarse con el servidor en el que está tu página para transferir datos y así finalmente mostrar lo que ven en su monitor.

Toda esta información transita de manera libre en este proceso y en el caso de que un hacker consiga encontrar la manera de interrumpir o alterar esta comunicación, podría robar información o redirigir a tus visitantes a sitios falsos para tratar de adquirir sus datos sin que ellos lo noten.

Un certificado SSL se encarga de hacer que este paso de información entre el servidor y la computadora de tus visitantes se haga de manera encriptada, volviéndola más difícil de detectar y leer y, por lo tanto, menos vulnerable a diferentes tipos de ataques.

Seguridad y beneficios para ti y tus visitantes

Además de esta ventaja evidente, un certificado SSL tiene otros puntos fuertes que deberías considerar si es que nunca habías pensado en ellos:

  • Le das más confianza a tus clientes: al contar con el certificado, tus visitantes podrán saber de manera rápida que tu sitio es seguro para navegar gracias a varios elementos gráficos que aparecerán en su navegador: un pequeño candado que simboliza el certificado, la palabra https al inicio de la barra de navegación, la palabra Secure y un tono o barra de color verde.
  • Proteges a tus visitantes y tu negocio: si estás pensando en tener un negocio en línea, y en especial uno que se enfoque en la venta de productos o servicios a través de tu página, es fundamental contar con un certificado SSL con la mejor encriptación posible para poder transferir todos esos datos sensibles que estarán ingresando tus usuarios en el sitio a través de la plataforma de comercio electrónico. Si llegara a pasar algún problema y se diera el peor de los casos, la compra del certificado SSL te respalda también por cierta cantidad de dinero para evitar que pierdas ingresos y poder reparar el daño causado por un hacker sin tú ser afectado.
  • Mejoras tu posición en Google: los sitios con certificados https o SSL tienen una ventaja importante contra el resto de las páginas que no cuentan con este distintivo: una posibilidad de estar mejor posicionados por Google en sus resultados de búsqueda. El mayor buscador del mundo está dándole cada vez más peso a tener una web segura donde navegar. Así que si quieres estar un paso adelante, el certificado te será muy útil en un futuro cercano.

¿ Certificado SSL gratis para mi web ?

Una vez que te convenzas de que necesitas adquirir un certificado SSL para tu página llega la hora de hacer la decisión sobre cuál será el que debes de elegir y dónde lo conseguirás. La manera más fácil de adquirirlo es a través del mismo proveedor que te da el plan de hosting para tu sitio, ya que con esto evitas buscar entre las diferentes Autoridades Certificadas (CA en inglés) que tienen la capacidad de otorgar este certificado y tú puedes concentrarte en un sólo punto de contacto. Esto además vuelve mucho más fácil el proceso de instalación, mantenimiento y renovación del certificado SSL a futuro. Así ahorrarás mucho tiempo y dolores de cabeza.

Aunque hay algunas empresas que ofrecen certificados SSL gratuitos, ten cuidado en leer las letras pequeñas del contrato para ver exactamente qué tipo de certificado y bajo qué términos de renovación está disponible, ya que algunos nos son del todo gratis: la cobertura es limitada, no cuentan con soporte técnico e inclusive el periodo de renovación puede ser de tan sólo algunos meses.

Existen diferentes tipos de validaciones para tu página que puedes contratar:

  • Validación de dominio
  • Validación de organización
  • Validación extendida

Cada una es más compleja que la anterior, ya que, además de verificar que seas el dueño del sitio, te solicitarán demostrar que la empresa existe e inclusive pedirán documentos oficiales para respaldarlo. La gran mayoría de las páginas pequeñas son cubiertas a través de una validación de dominio sencilla. Conforme vayan creciendo podrán aumentar su seguridad a una certificación más completo.

Aparte de instalar un certificado SSL recuerda dar a tus usuarios protección adicional a las distintas amenazas de la web con herramientas para tu sitio como son un firewall para prevenir ataques, realizar análisis y detectar malware y eliminar amenazas que puedan estar en tu sitio y respaldos de información.

Todo esto ayudará a que ellos tengan una experiencia mucho más segura y agradable y tú la tranquilidad de que tu inversión no se puede ver comprometida.

Ángel Torres Tagle
Egresado de la Facultad de Arte y Diseño de la UNAM, ha trabajado en diferentes empresas multinacionales donde se ha desarrollado como mercadólogo digital. Cuenta con más de 7 años de experiencia en el ramo y en varios proyectos nacionales e internacionales relativos a desarrollo de estrategias digitales en compra, análisis de medios, crecimiento de redes sociales y emprendimiento de proyectos web para México y Latinoamérica. Actualmente trabaja como Director de Abyx Gaming, un portal especializado en gaming para millenials.